El uso del teléfono móvil a bordo ya está regulado

Hoy ha entrado en vigor la orden del Ministerio de Industria que regula el servicio de comunicaciones móviles a bordo de aeronaves en vuelo, tal y como establece una directiva europea.
Sin embargo, todavía no podremos hacer llamadas ni enviar mensajes sms, hasta que las empresas que ofrecen el servicio de comunicación satelital a las líneas aéreas (OnAir y AeroMobile) finalicen sus acuerdos con las aerolíneas, por un lado, y con la itinerancia (roaming) con las operadoras de telefonía móvil tradicionales, como Movistar, Vodafone y Orange, que serán las que cargaran los gastos del servicio a sus respectivos clientes.
Por tanto, habrá que esperar un tiempo hasta que podamos realizar y recibir llamadas en pleno vuelo.

Más de 3.000 metros de altura

El MCA es un servicio de prestaciones de telefonía móvil de segunda generación, disponible a bordo de aeronaves en vuelo a alturas superiores a los 3.000 metros sobre el suelo. Este servicio podrá ser utilizado por los pasajeros abonados a un operador de comunicaciones móviles con el que el operador prestador del servicio MCA haya suscrito un acuerdo de itinerancia (un sistema de telefonía móvil durante los vuelos utilizando los terminales de telefonía móvil propios de cada abonado) que tendrá  las mismas prestaciones que ofrecen las redes terrestres con tecnología GSM.
La Orden Ministerial regula tanto los aspectos técnicos como las condiciones que deben cumplir los operadores que deseen prestar este servicio. Para la prestación en aeronaves en vuelo, el servicio MCA requiere la definición de unas condiciones técnicas de funcionamiento armonizadas que aseguren su continuidad transfronteriza. Estas condiciones han sido establecidas por la Comisión Europea.

Las llamadas no afectarán la seguridad

La telefonía móvil a bordo no afectará a los sistemas de vuelo. En realidad, nunca se pudo comprobar que lo hiciera. La industria aeronáutica sugirió su prohibición luego de algunos incidentes en los que se supuso que la alteración del funcionamiento de los ordenadores podría haber sido ocasionado por el uso de los teléfonos móviles a bordo. Esta hipótesis cobró vigor debido al significativo aumento de potencia de frecuencia electromagnética que realiza automáticamente un teléfono móvil cuando está alejado de la antena más próxima.
Con el nuevo sistema, la antena retransmisora formará parte de los equipos del avión, por lo que la frecuencia de salida y entrada de llamados será muy baja.

No obstante. el uso de la telefonía móvil a bordo estará prohibida durante el despegue y el aterrizaje de la aeronave, operaciones durante las cuales todos los aparatos electrónicos deben permanecer apagados.
Buenos vuelos!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s