El avión de Malasia continúa sin aparecer

La semana pasada, las autoridades malasias informaron que el vuelo MH370 había finalizado su trayecto en un lugar remoto del océano índico, al oeste de Australia. De ese modo ponían fin a cualquier esperanza de las familias de encontrar supervivientes. Con más precisión, anunciaron que el avión utilizó “el corredor del sur”, y que la última posición de vuelo tuvo lugar en medio del océano Índico, al oeste de Australia, en un lugar alejado de cualquier pista de aterrizaje. Las autoridades dijeron que, sin lugar a dudas, el avión se había estrellado y que ninguno de los que iba a bordo había sobrevivido. Pero toda esa información ha sido errónea.

La pregunta que nos hacemos es: ¿de qué fuentes han obtenido esa información para hacerla pública con tanta certeza?

Durante más de dos semanas los satélites han estado alimentado falsas esperanzas, modificando día a día la probable posición de los restos. Una certeza tras la otra, todas fallidas.

Sin restos no hay pruebas.

 

Lo único cierto es que aún no sabemos dónde está el avión, ni mucho menos qué es lo que pudo ocurrir en ese misterioso vuelo. Y la falta de credibilidad de todo lo que se ha dicho echa un gran manto de sospecha en este peculiar caso. El ACARS ha continuado enviando señales durante más de cuatro horas. Y eso incluye las posiciones por las que el avión ha estado volando. Pero, luego de tantas contradicciones, ¿podemos confiar en la fuente de esa información?

Todo parece indicar que este caso no será resuelto. Tal como se ha manipulado la información, muy poco de ella es creíble. Lo único que sabemos es que, luego de la última posición de vuelo reportada por los pilotos, no existen pruebas ni evidencias de nada, absolutamente de nada de lo que se ha dicho. Aún así, tenemos la esperanza de que un día podamos saber qué es lo que realmente ocurrió durante el vuelo MH370.

Buenos Vuelos

 

 

 

Acerca de Vuela sin Miedo

Vuela sin Miedo es una organización dedicada a ayudar a las personas que tienen miedo a volar. Nuestra experiencia nos ha enseñado que el miedo se supera cuando lo afrontamos y dejamos de temerle. Y ese es nuestro máximo empeño. Si realmente deseas volar y disfrutar, puedes.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s